Las mil y una maneras de llegar al orgasmo

Las mil y una maneras de llegar al orgasmo

Solemos escuchar a menudo que cada persona es un mundo. ¡Y qué razón! Por eso mismo, la manera que tenemos de llegar al orgasmo depende de muchos elementos: el tipo de estimulación, el nivel de deseo sexual, la sensibilidad de las zonas erógenas, la edad o la capacidad de relajación. 

Al fin y al cabo, lo importante es intentar que todo fluya. Tenemos que dejar de lado el típico tópico de que es necesaria la penetración. ¡Mentira! ¡Huye de eso! No existe un único tipo de orgasmo ni una manera universal para llegar a él, sino que que se puede producir mediante la combinación de varias experiencias a la vez, que pueden ser múltiples en un corto período de tiempo. Pero también pueden ser por presión, por tensión o por relación. 

¡Escucha bien lo que te pide el cuerpo! 


Cuidado con la velocidad

Imagínate que tienes esa cita que llevas tanto tiempo esperando. Terminas de cenar y antes de terminar la segunda copa, empieza a subir la temperatura. Un roce, una caricia, un beso… y de repente estás en faena. ¡Me resbala todo! Disfruta al máximo de los preliminares, hazle partícipe de tu juego y entra en el suyo. Basta con dejarse llevar y hacer que todo fluya de manera natural y a su debido tiempo.


Estimula todo, hasta la curiosidad

Un orgasmo se puede generar a través del contacto físico, pero también influye lo emocional y lo psicológico. Recorre todas las partes de su cuerpo sin miedo, cosquillea, susurra, lame, masajea. Coge el control, da rienda suelta a tu imaginación y llega hasta el fondo del asunto. O de lo que quieras ;)

Pero lo cierto es que el cuerpo femenino tiene muchos caminos de llegar a alcanzar esa sensación de placer de formas muy variadas. Si pensabas que ya lo habías experimentado todo, estabas equivocada porque te vamos a enseñar 10 formas diferentes en las que descubrir el placer en tu cuerpo y cómo llegar a ellas. ¿Lista? ¡A ello! 

 

  • Orgasmo punto A

Este punto A se encuentra más o menos a unos 10 cm de profundidad sobre la pared frontal vaginal.

Bien con un juguete sexual, o bien a través de la penetración, si esta zona recibe una estimulación constante se podrían provocar sensaciones muy placenteras. 

  • Orgasmo punto G

El punto G se encuentra en la pared frontal de la vagina, entre la abertura vaginal y el cuello del útero. No lo podrás ver, ¡pero sí sentir!

Para ello, introduce un dedo, el pene, o un juguete sexual en la vagina y presiona hacia delante. Toca, siente y juega, lograrás tener un orgasmo profundamente intenso. 

  • Orgasmo mezclado

Un orgasmo combinado ocurre con la estimulación al mismo tiempo de más de una zona erógena. Experimentarás tres o cuatro veces la intensidad y el placer de un orgasmo normal.

Como bien explica el ginecólogo y director médico del Hall Center de California, Prudence Hall, "cuanta más estimulación haya, más flujo sanguíneo resultará y más intenso será el orgasmo"

  • Orgasmo anal

Este tipo de orgasmo puede surgir de varias maneras, tanto de forma oral como por penetración (o resbalón), ya que al final, todas las terminaciones nerviosas del ano, vagina y clítoris están unidas por el perineo. Vamos, que si quieres, todos los caminos conducen a Roma.

Lo podrás alcanzar a través de la estimulación de los músculos de la pelvis y será más efectivo si hay caricias en el resto del cuerpo.

  • Orgasmo del pezón

Pese a tener un montón de terminaciones nerviosas, los pechos no suelen ser tan explotados a la hora del sexo. A través de los pezones puedes llegar al clímax mediante la estimulación oral o táctil. 

Para cada clic, hay un tip: Te recomendamos que hagas uso de algún lubricante comestible y así estimular la zona con la lengua a la vez que se hacen caricias en el resto del cuerpo.

  • Orgasmo mental

La vista tiene gran importancia en este sentido. Se puede alcanzar el clímax viendo escenas de contenido erótico, a través de la mirada de tu pareja, o a través de estimulaciones en el resto de sentidos como el olfato o el oído.

El objetivo del orgasmo mental es explotar el placer de los sentidos, por ejemplo, con olores o alimentos que agradan a la mujer, además de acompañarlo de caricias y resbalones, lo que ocasionará aún más placer en ella.

  • Orgasmo del sueño

"Algunas mujeres pueden tener un orgasmo durante un sueño erótico mientras duermen", afirmó la Doctora Ross. Y la realidad es que la mayoría de las mujeres han experimentado este tipo de sueños sensuales. 

Estos orgasmos del sueño suelen comenzar con un sueño sexy que provoca un mayor flujo de sangre, de manera que la mujer puede llegar a alcanzar el orgasmo sin ni siquiera estar despierta. 

  • Orgasmos múltiples

Uno de los principales problemas a los que se enfrentan más del 50% de las parejas es conseguir que ambos queden satisfechos. Por desgracia, hay muchos hombres que no saben cómo hacer para que las mujeres lleguen al orgasmo, al igual que hay muchas mujeres que no saben cómo llegar a ver las estrellas. 

De esta manera, hemos recopilado algunas de las recomendaciones de los más expertos: 

  1. Haz ejercicios de Kegel. Trabaja el músculo del suelo pélvico.
  2. Mantén un alto estado de excitación durante el mayor tiempo posible. Cuando estés a punto, para.
  3. Cada orgasmo a través de un canal.
  4. No los tengas muy seguidos, deja pasar unos minutos entre uno y otro.
  5. Mantén una adecuada respiración.

Te recordamos que, entre otros, uno de nuestros productos estrella es el gel lubricante potenciador de orgasmo femenino, que seguro que, entre resbalón y resbalón, te ayudará a traspasar todas las barreras del placer.

Leer más

Dime qué te gusta y te diré cuál necesitas...

Dime qué te gusta y te diré cuál necesitas...

¿Estás pensando en un buen viaje?

¿Estás pensando en un buen viaje?

¿Buscas una experiencia mucho más intensa? Deja que suba... ¡la temperatura!

¿Buscas una experiencia mucho más intensa? Deja que suba... ¡la temperatura!

Comentarios

Sin comentarios
Todos los comentarios son moderados antes de ser publicados